Transforman con novedoso material viviendas marginales

A través de un microconcreto se rehabilitaron alrededor de 300 hogares de la zona de Perote, en el estado de Veracruz, los cuales fueron construidos originalmente con láminas, cartón, y pedazos de madera. Estas viviendas fueron recubiertas con el producto conocido como Masa-roca, y el resultado se vislumbró en viviendas cuya cimentación asemeja la dureza y resistencia de las rocas.

Los habitantes de esta zona montañosa resultaron beneficiados debido a que el recubrimiento de sus hogares con el producto provocó que las condiciones extremas (como la temperatura o los vientos helados) afectaran en menor cantidad a las familias.

Carlos Fernández, escultor de profesión y desarrollador de la tecnología, explicó que Masa-roca es un material que permite la reconstrucción de los hogares marginales, porque al ser altamente moldeable, permite que las estructuras de la vivienda sean recicladas (ya que fungen como guía para la aplicación del producto).

“Algo que es imposible de lograr mediante concretos tradicionales debido a los procesos de fraguado. Los cementos normalmente escurren y necesitan de estructuras (cimbras) para sostener el material entes de fraguar”, detalló Fernández.

Masa-roca consiste en un producto en polvo, que al combinarse con agua, adquiere una consistencia similar a la del barro. Es precisamente esta característica la que permite “reciclar” las viviendas deterioradas, pues sus estructuras sirven como soporte de nuestro producto: Este programa permite reestructurar una pequeña vivienda con una cantidad que oscilaría en 30 mil pesos”, expuso Carlos Fernández.

Una innovación mundial

La Masa-roca es un material avalado por expertos y clasificado como un supermaterial, debido a sus propiedades de resistencia y a su proceso de microestructuración. Al producto se le han otorgado diversas patentes en México y alrededor del orbe.

Por un lado, la capacidad que ostenta el material para ser modelado permite una libertad en la construcción que hasta ahora no se había conseguido. Carlos Fernández señaló que gracias a su consistencia se pueden lograr formas muy caprichosas en la arquitectura, imposibles de realizar mediante cementos tradicionales: “Ahora es posible la realización de estructuras curvas o de formas orgánicas, sin la necesidad de procesos de construcción  complejos”.

El inventor señaló que el súpermaterial puede ser aplicado sobre elementos como mallas de acero, con lo que se logran estructuras ultrarresistentes que permiten la construcción de formas “muy caprichosas”.

Finalmente, Carlos Fernández detalló que la Masa-roca tiene resistencia física al fuego de hasta 700 grados Celsius por un lapso que alcanza diez horas, así como  resistencias mecánicas y químicas superiores a los concretos y morteros convencionales. (Agencia ID)

Share

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Histórico suplemento ID